miércoles, 24 de octubre de 2007

Nuevos campos de batalla

Y si no sabéis por donde van los tiros de los nuevos feminismos, de los nuevos sujetos sociales que han desplazado a “la mujer” (así, en singular, en homogéneo) como protagonista-concepto invariable del feminismo, o lo sabéis pero os queréis organizar la cabecita con todo este lío de lo “post”, lo marginal (caminando sobre los márgenes) y los relatos menores (despreciados, desechados, desperdiciados) que se abren paso en la legitimidad discursiva os recomiendo este artículo de Beatriz Preciado, de nuevo: Mujeres en los márgenes.

Porque contra los biopoderes ... tu cuerpo es un campo de batalla

Barbara Kruger

5 comentarios:

Maslama dijo...

hola heroína;
aún no he acabado de leer tu blog y los enlaces que propones.. que son inmensos.. sólo darte las gracias por todo este trabajo.. lo tomo como una buena oportunidad para refrescar mis conocimientos sobre post-femnismo, de manera atractiva y amena..

besos comprometidos!!

Lilith rouge dijo...

Chochis, olvidé comentar en el post pasado que, dado que en México los títulos de las películas extranjeras son traducidos por engendros de alguna oficina burocrática y bajo criterios insondables, la película basada en el libro de Despentes fue proyectada bajo el título de "Viólame", en lugar de "Cógeme" ( que sería la traducción más exacta en mexicano, je).Aquí surge la duda de si pa los burócratas traductores da lo mismo coger que violar, si en su pequeña mentalidad patricarcal toda cogida es en el fondo una violación,o si con esa estrategia pretendían ahuyentar al público. En cualquier caso, creo que es una muestra de cómo el sinsentido de la burocracia le da poder al Gutierritos del escritorio 567, del edificio B-54, piso 7, cubículo 89, para arrancarle un pedazo de alma a las cosas vitales. O quizás me equivoco y no es UN gutierritos, sino muchos, que van poniendo sus firmas y observaciones oficio tras oficio, hasta que ¡ZAZ! Queda el título final como "viólame" y a nadie le queda claro por qué.
Bueno, lo único bueno es que no nos pasa como en el "Estado Español", donde ninguna película escapa del doblaje y no hay manera de escapar de Tom cruise diciendo jolines ( bueeeeno, ya sé que nadie dice jolines hoy en día, pero seguro en Fiebre de Sábado por la noche Travolta SÍ lo dice).

Ahora una pregunta que ya tenía en mente desde hace rato, pero que se intensificó debido al comentario del gatito camuflajeado: ¿a qué te refieres cuando usas el término post-feminismo? , ¿no crees que las consecuencias políticas de usarlo pueden ser medio perversas?
Beso
PS: nótese que estoy muy platicadora esta noche, pa que no digas que no comento.

Heroína de lo periférico dijo...

Maslama: muchas gracias por tomarte el tiempo de leerlo; es un placer tener a las gatas husmeando y maullando por aquí.

Querida Lilith: jolines!! planteas cosas interrrensantes. Como siempre, my darling ;) Con respecto a la construcción nada inocente del lenguaje en general y de los títulos en pelis en concreto, concuerdo en la perversión de la burocracia y sus mediatizaciones, las cuales, lejos de conformarse anodinamente, forman un entramado complejo -fondo/forma- de relaciones de poder bastante chungas. Yo desde que supe que "sonrisas y lágrimas" ("the sound of music" se tradujo en argentina (seguramente en toda América Latina) como "La novicia rebelde" no puedo dormir.
(Sigo en otro comentario q se hace muuu largo)

Heroína de lo periférico dijo...

En relación al postfeminismo: sí, efectivamente puede ser muy perverso, interpretado como un después cronológico y recomplejizado del "feminismo", a secas en singular, como si éste fuera sido -y fuera- UNO (cuando son múltiples) y como si éste hubiera sido -y fuera- de corte liberal, burgués, conservador o eurocéntrico (cuando ha habido propuestas movedizas y rompe-estructuras binarias y esencialistas a lo largo de todo el desarrollo de la tª y práctica feminista). El rechazo tb a la linealidad cronológica feminismo-postfeminismo lo defiendo enérgicamente al leer, por ejemplo, a Angela Davis (años 60-70) y a la pesadita de Lidia Falcón (actual), quienes en este caso (y considerando -erróneamente, repito- el feminismo como uno, simple y reduccionista) invertirían este orden falaz, puesto que en el primero ya encontramos la crítica de la crítica, el cuestionamiento de la cuestión... que podría significar este postfeminismo.

Creo que te referías a eso cuando hablabas de las potenciales consecuencias políticas perversas.

A ver, la llamo postfeminista pq es la calificación que he leído que recibe por parte de teóricas (que no sé si ella asumirá, como Foucault cuando rechaza su "postestructuralismo" heterodesignado), relacionando esta denominación a los "posts" (que todos, por cierto, pueden tener consecuencias perversas): postmarxismo, postestructuralismo, postcolonialismo, postmodernismo, etc. los cuales, todos, beben de la fuente epistemológica de los conceptos sin el post (aunque lo deconstruyan y/o reformulen). Pues igual el postfeminismo lo considero como un tipo, línea, modo... de entender el "feminismo", es decir, uno de los múltiples y variadísimos feminismos existentes y posibles, cuyo rasgo más definitorio sería la apuesta por la “DECONSTRUCCIÓN”, así, en grandote (y en el que probablemente entrarían el feminismo queer, el ciberfeminismo, el feminismo transexual, etc etc etc… INCLASIFICABLE, de nuevo, esa sería otra de sus características).

Ahora bien, considero que estratégica y políticamente hay que NOMBRAR y revalorizar el "feminismo", así, tal cual, quitarle toda la carga demoníaca y despreciante de la que está cargado -incluso a ciertos feminismos petardos que no nos gustan-. Esto de "yo no soy feminista, soy queer" (encima sin considerar que lo queer no existiría absolutamente sin el pensamiento y movimiento feminista o sin leer nada de antes-del-queer) no mola, y me parece un error estratégico muy dañino para un movimiento desde el que, entre otros, lo queer se ha gestado teóricamente. Igual que el decir, por ejemplo, "no lucho por los derechos de las mujeres, porque ‘mujer’ es una construcción social binarista y que consolida una dicotomía ‘irreal’ asimismo perversa” no responde a las necesidades sociales ‘reales’ y muy gordas de las mujeres que, aunque no esencial ni/o biológicamente, SÍ existen.

Pozí, mi querida gratuit69… está usted en lo cierto (y nótese que la categoría “incategorizable” donde sitúo los textos de la Despentes o de la Preciado se llama “feminismos”).

Qué comentario infinito… En fin…lof in the morning.

Heroína de lo periférico dijo...

FE DE RATAS:
-El "fuera sido" de la 4ª línea creo q es una corrección "perverrrsa" del word, programa con el q escribí el texto. Obviamente sería correcto "hubiera sido".
-En el 4º párrafo, en vez de "considero que estratégica y políticamente hay que NOMBRAR" debería figurar "considero que es una necesidad estratégica y política el NOMBRAR..."